El odotipo o logo olfativo representa el carácter y los valores de una marca o producto como oportunidad de diferenciarse en un mercado competitivo. Las marcas optan cada vez más por esta estrategia mercadológica para crear una identidad corporativa. El aroma especialmente creado por un experto definitivamente potencia la imagen de la empresa para reforzar la experiencia sensorial de modo particular. Los aromas son un arma secreta del Marketing Sensorial originando emociones positivas en tus clientes.

Creando el Odotipo

El olor estimula directamente la memoria, en otras palabras, los odotipos o logos olfativos conectan con las emociones del cliente y despiertan el recuerdo de la marca. El olor finalmente define tu producto. ¿Cómo creo el olor a mi marca?

  • Consulta: Acercarse a un experto de Marketing Olfativo para dar a conocer los valores, objetivos y esencia de la empresa. La fragancia debe ser adaptada a la personalidad corporativa.
  • Definir la imagen: Que deseas transmitir; toda acción por parte de la empresa comunica. Los rasgos no deben pasarse de cuatro y tener coherencia. Si se trata de una tienda de ropa elegante no puede contraponerse rebeldía con estilo conservador. Es importante tomar en cuenta la compatibilidad de los rasgos elegidos.
  • Elección y propuestas: Entre diferentes propuestas de fragancias es finalmente elegir la familia olfativa que más se adecúe a lo que la empresa quiera transmitir a su cliente.
  • Fase de test: Participación de varias personas que conozcan la marca y lo que se quiere transmitir. No se trata de lo agradable que huela el aroma, sino, lo que debe comunicar.
  • Odotipo definido: La fragancia debe tener un aroma agradable y memorable para quien la huela.

Factor de éxito

Marc Gobe escribe en el libro Emotional Branding que toda marca debería tener su propio aroma (2001). Expertos aseguran que en un futuro el aroma de una marca será tan indispensable como el logotipo. Las empresas cada vez apuestan más a esta exitosa técnica del Marketing Olfativo para fortalecer su marca e incrementar sus beneficios. Estudios han demostrado que los clientes pueden permanecer en un lugar con olor agradable hasta un 44% e interesarse más por los productos.

¿A qué huele tu negocio?

Entrando en un hotel, lo primero que resalta no es la decoración o arreglo floral, sino el aroma. Los mejores hoteles del mundo están perfumados con fragancias que hacen sentir la llegada del huésped una experiencia única que permanecerá en la memoria.  La industria hotelera sólo es un ejemplo de los muchos negocios que pueden tener su propio aroma para invitar a los clientes a pasar más tiempo en sus establecimientos mientras compran. Si vendes joyas o muebles de lujo, un aroma personalizado puede transmitir a los clientes la sensación de lujo y abundancia. Hay combinaciones aromáticas especiales para cada rama empresarial (jugueterías, zapaterías, despachos jurídicos, consultorios médicos, oficinas inmobiliarias, etc.) que quiera potenciar las ventas y aumentar los clientes.

Visita nuestra sección logo olfativo para mayor información.

 

[googlee78b4d2e0c4bef55.html] google-site-verification: google503d4cec197d5987.html